El tiempo en ''El vino de la soledad'', de Irène Némirovsky

De Wikimpace
Revisión de 19:19 19 abr 2016 por Letraherido (Discusión | contribuciones) (El vino de la soledad como Bildungsroman o novela de aprendizaje)

(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Saltar a: navegación, buscar

Criterios de corrección

En la pregunta sobre el tiempo en El vino de la soledad el alumno deberá señalar los hitos cronológicos que marcan el paso del tiempo en la novela: las difusas referencias a la primera guerra mundial y a la revolución rusa, pero sobre todo el paso del tiempo a través del crecimiento y del aprendizaje vital de Elena, desde los 8 (1909) hasta los 21 años (1930); un aprendizaje duro que deja atrás una infancia desdichada de la que finalmente consigue librarse.

Habrá de señalar el alumno los distintos aspectos del tiempo en la novela: la lentitud de la infancia, tiempo repetido (los domingos, el verano), la lentitud de los dos primeros años de la guerra; el tiempo de ausencia del padre, que es, conforme avanza la novela, una presencia cada vez más desdibujada, el tiempo más acelerado a partir de los 18 años de Elena. O también las alternativas de noche (oscuridad) en Ucrania y Finlandia, y día (luz) en Francia; la novela comienza en Ucrania y termina en Francia, con lo que la protagonista avanza, metafóricamente, desde la oscuridad (prisión) y hacia la luz (libertad).

El tiempo en El vino de la soledad, de Irène Némirovsky

El tratamiento temporal en la novela

Suite francesa, la inacabada obra maestra de Irène Némirovsky

Desde el punto de vista temporal, atendiendo al transcurso de la historia y de la evolución que va sufriendo la protagonista, Elena Karol, El vino de la soledad puede ser dividido en cuatro partes:

  • Primera parte:

1. La novela (y la primera parte) comienza cuando Elena Karol (el alter ego de Irène Némirovsky) tiene solo ocho años (podemos situar la fecha en 1911). En esta primera parte vemos como transcurre su infancia o, al menos, la primera infancia de Elena, ya que concluye el invierno antes de la Primera Guerra Mundial, cuando cumple 11 años. Durante este tiempo, Elena sufre una inmensa soledad, marcada por la absoluta ausencia de su padre (Boris), y el desprecio que recibe de su madre (Bella).

  • Segunda parte:

2. La segunda parte comienza en 1914, cuando da comienzo la Primera Guerra Mundial. Esta segunda parte acaba con la muerte de su institutriz francesa, la única persona que la quería y ayudaba, a la cual amó más que a su madre biológica, lo cual la hunde más en la oscura soledad.

Se notan mucho las referencias al paso del tiempo, y tanto este año como el anterior transcurren muy lentamente, dejando entrever señales de futuros acontecimientos.

En el capítulo 3 hay una referencia que lo sitúa en 1917, y al llegar al comienzo del siguiente capítulo ya han ocurrido las revoluciones de febrero y octubre, periodo crudo el cual obliga a Elena a madurar, y ve ciertas cosas como la relación de amantes entre su madre y su primo Max, que antes no concebía como tal. Es en este periodo cuando deja de ser vista como una niña para ser vista como una mujer. Así empieza a tramar el plan para vengarse de su madre por todo lo que la hizo sufrir, el cual consistirá en robarle a su amante (Max). La venganza es fundamental en esta obra como en otras de Irène Némirovsky, como El baile.

  • Tercera parte:

3. La tercera parte comienza cuando Lenin está ya en el poder, y tienen que salir de San Petersburgo (Rusia), llegando a Finlandia, donde Elena conocerá a su primer amante: Fred Reuss, el cual es un padre de familia de treinta años que se comporta como un niño. Para Elena, Fred solo será un divertimento y un aprendizaje sobre cómo dominar a los hombres.

  • Cuarta parte:

4. La cuarta y última parte comienza en 1919, transcurren varios años en los que Elena evoluciona psicológicamente, para dar pie al final de la novela, en la que vemos a una Elena madura que ha logrado vengarse de su madre y que por fin ha cumplido su sueño de irse a vivir a Francia (país al cual ama incondicionalmente, gracias al legado de su desparecida institutriz), abandonando su oscura infancia, pudiendo comenzar una nueva vida en su tierra de acogida. Como se ve con el viento de París bajo el Arco de Triunfo que aparece en las líneas finales, al fin se siente libre.

El vino de la soledad como Bildungsroman o novela de aprendizaje

La novela comienza, por tanto, cuando Elena Karol es una niña y termina cuando ya es una mujer y ha conquistado su derecho a la libertad, lo que conlleva la ruptura con su familia, especialmente con su odiada madre, de la que consigue vengarse, a través de su amante Max, por todo el mal que le ha hecho en el pasado. Elena consigue ser libre y ese es el vino que le embriaga y al que se alude en el título de la novela, El vino de la soledad. La soledad es el precio que debe pagar la joven por su independencia.

Tiempo externo: el momento de la edición de El vino de la soledad

En cuanto al tiempo externo, exterior a la novela, hay que decir que la obra fue escrita por Irène Némirovsky en 1935, aunque permaneció oculta hasta setenta años después (2005). Los horrores del Holocausto contra los judíos hicieron que una obra escrita en el siglo XX no viera la luz hasta comenzado el siglo XXI.

La recuperación de Irène Némirovsky ha comenzado hace poco, unos diez años aproximadamente, con la edición de sus obras inéditas, como la célebre Suite francesa (2004), llamada a ser su obra maestra, pero que, por imponderables del destino, quedará para siempre inconclusa.

Bibliografía, webgrafía

  • Irène Némirovsky-1, PPoint de Roberto Álvarez. 2º Bachillerato B. Curso 2014-2015. Documento en la web del IES Avempace.
  • Irène Némirovsky-2, PPoint de Carmen Estaún. 2º Bachillerato B. Curso 2014-2015. Documento en la web del IES Avempace.
  • Irène Némirovsky-3, PPoint de Sara Bes. 2º Bachillerato A. Curso 2014-2015. Documento en la web del IES Avempace.

Edición, revisión, corrección

  • Primera redacción (marzo-abril 2015): Cervantes THEBOSS
  • Revisiones, correcciones: Letraherido.