''Romancero gitano'' (1928): Texto 4 y pregunta anexa (La imagen del pueblo gitano)

De Wikimpace
Saltar a: navegación, buscar
   A las nueve de la noche
lo llevan al calabozo,
mientras los guardias civiles
beben limonada todos.
Y a las nueve de la noche
le cierran el calabozo,
mientras el cielo reluce
como la grupa de un potro.

Pregunta 1 - IDENTIFIQUE el protagonista del romance que concluye con los versos siguientes. A continuación, PONGA EN RELACIÓN el epígrafe «La imagen del pueblo gitano en el Romancero gitano» con lo que cuenta esta obra acerca de dicho protagonista

   NOTA 1: Esta pregunta, formulada "Señale a qué romance corresponde el siguiente pasaje.
Responda a la cuestión: «La imagen del pueblo gitano en el Romancero gitano», pero vinculada a
otro fragmento del Romancero gitano (Antonio Torres Heredia / hijo y nieto de Camborios...),
apareció también en la cuestión Wikimpace:
''Romancero gitano'': Texto 1 y pregunta anexa (La imagen del pueblo gitano)
NOTA 2: Responderemos aquí solamente a la primera cuestión: identificar al protagonista
del romance al que pertenece el pasaje. Para la respuesta a la segunda parte de la pregunta,
puede verse el enlace "La imagen del pueblo gitano en el Romancero gitano, de Lorca".
Y también el enlace ya citado más arriba,
''Romancero gitano'': Texto 1 y pregunta anexa (La imagen del pueblo gitano)

Criterios específicos de corrección (Universidad de Zaragoza)

El estudiante podrá obtener la máxima puntuación en la pregunta tan solo si identifica al protagonista del poema («Antoñito el Camborio» o «Antonio Torres Heredia», indistintamente) y responde cabalmente al epígrafe propuesto («La imagen del pueblo gitano»), poniéndolo en relación con la pintura que del protagonista ofrecen los romances sobre su prendimiento y muerte.

A este último respecto, podría comenzar aludiendo a la condición poética, idealizada, de esa imagen del pueblo gitano en la obra: un pueblo identificado con el genuino ser de Andalucía y elevado por ello a una categoría mítica. No pocos de esos rasgos atribuidos por García Lorca al héroe gitano se cifran en la persona de Antonio Torres Heredia: su belleza, su porte aristocrático y viril, su independencia y nomadismo, su orgullosa rebeldía hacia un entorno hostil, que lo margina y lo derrota. El del gitano es un destino trágico. Así lo muestra el prendimiento de Antoñito el Camborio, desprovisto por las fuerzas del orden de su «vara de mimbre» y de su libertad, y atacado en su dignidad: una dignidad que solo recuperará con su heroica muerte en el siguiente romance a manos de los Heredias, y que mostrará el único final posible para un pueblo desangrado por la violencia y el dolor.

Las presentes indicaciones son, con todo, meramente orientativas. Una respuesta diversa, pero coherente, podrá merecer también la máxima calificación. Y, en cualquier caso, el corrector habrá de tener en cuenta para la valoración de la misma las consabidas limitaciones de tiempo.

Contextualización de los versos del Romancero gitano

Este fragmento pertenece al poema de Federico García Lorca titulado "Prendimiento de Antoñito el Camborio en el camino de Sevilla". Su protagonista es Antonio Torres Heredia, ejemplo canónico del héroe gitano, debido a su belleza, su porte aristocrático y viril, su independencia, su nomadismo y su orgullosa rebeldía hacia un entorno hostil que lo margina y lo derrota finalmente.

El fragmento se sitúa al final del poema, son los versos finales con los que culmina el prendimiento del gitano, encerrado en un frío calabozo cual nuevo Cristo. Cuando comienza el romance, Lorca presenta el linaje gitano del héroe: "Antonio Torres Heredia / Camborio de dura crin...". Pero ese orgullo de raza contrasta con la dura realidad de la prisión al final del romance. Antonio, el "hijo y nieto de Camborios", el gitano hijo de gitanos (y no de reyes y príncipes como en las novelas de caballerías), el orgullo de su gente, el mito racial, es encarcelado sin remisión. Y este sufrimiento bíblico le da una dimensión mítica.

El poema se recrea, antes de llegar al duro remate final, en las características físicas del gitano: su andar "garboso y lento"; su gallardía; la gracia y elegancia de su porte, presentada casi con léxico taurino; su forma de caminar, similar a la del torero delante del toro. Lorca, una vez más, dignifica al gitano, lo convierte en héroe y mito.

Como todos los de su raza, Antoñito es de piel "morena de verde luna". Dadas las retiradas conexiones del color verde y de la luna con la muerte en el Romancero gitano, la descripción parece ser un anuncio de tragedia, la premonición de un destino funesto.

Antonio es arrestado por la guardia civil, institución que Lorca presenta como el enemigo payo del pueblo gitano. Antoñito simboliza la libertad (anteriormente se ha mencionado que los gitanos "iban por el monte solos"); los guardias que lo encierran representan la opresión, son los que marginan al pueblo gitano. Los guardias civiles pueden ser aludidos por metonimia como tricornios, es decir, se nombra a la persona con el objeto que porta.

Federico contrasta el frío "calabozo" donde es encerrado Antonio con la fresca y rica "limonada" que toman los guardias civiles, contentos de su hazaña. De esta forma acentúa la dramática pérdida de libertad que sufre el pueblo gitano como consecuencia de la opresión paya. Así pues, el gitano es injustamente tratado por los poderosos y se ve abocado a morir con violencia, debido a la pena negra que todos padecen y a todos alcanza.

En este romance, Antonio Torres Heredia sigue los pasos de Jesús en la Biblia, ya que su título, "Prendimiento...", hace referencia a la pasión de Cristo. Primero, Antoñito es encerrado y, más tarde, asesinado, al igual que le ocurre a Jesús.

Antoñito es el héroe a través del cual Lorca representa al pueblo gitano, con el que comparte destino trágico. Lorca no era gitano, pero se sentía identificado con la raza romaní, ya que él también vivía marginado y oprimido debido a su condición de homosexual. Lorca veía reflejada en el destino trágico de este pueblo nómada su propia tragedia personal y la colectiva de Andalucía. Por eso presenta una imagen poética idealizada del pueblo gitano, al que eleva a categoría mítica.

La imagen del pueblo gitano en el Romancero gitano

   NOTA: Para la respuesta a este apartado de la pregunta, puede verse el enlace
correspondiente a la pregunta de la Wikimpace "La imagen del pueblo gitano
en el Romancero gitano, de Lorca".

Una vez que hemos realizado la contextualización del fragmento, es fácil aludir a la imagen que del pueblo gitano se da en el Romancero gitano, de Lorca. El poeta de Granada mitifica al pueblo gitano, le da una dimensión épica. Se solidariza con él y se duele de su destino trágico, amargo. Para él, lo gitano es la encarnación de Andalucía entera, una región milenaria, un crisol de culturas míticas, condenada, por culpa de la incuria, a la marginación y la pena negra. De ahí, el dolor gitano, su "cante jondo", su "quejío" que le sale del alma.

Texto del romance "Prendimiento de Antoñito el Camborio en el camino de Sevilla"

   Antonio Torres Heredia,
hijo y nieto de Camborios,
con una vara de mimbre
va a Sevilla a ver los toros.
Moreno de verde luna
anda despacio y garboso.
Sus empavonados bucles
le brillan entre los ojos.
A la mitad del camino
cortó limones redondos,
y los fue tirando al agua
hasta que la puso de oro.
Y a la mitad del camino,
bajo las ramas de un olmo,
guardia civil caminera
lo llevó codo con codo.
   El día se va despacio,
la tarde colgada a un hombro,
dando una larga torera
sobre el mar y los arroyos.
Las aceitunas aguardan
la noche de Capricornio,
y una corta brisa, ecuestre,
salta los montes de plomo.
Antonio Torres Heredia,
hijo y nieto de Camborios,
viene sin vara de mimbre
entre los cinco tricornios.
   Antonio, ¿quién eres tú?
Si te llamaras Camborio,
hubieras hecho una fuente
de sangre con cinco chorros.
Ni tú eres hijo de nadie,
ni legítimo Camborio.
¡Se acabaron los gitanos
que iban por el monte solos!
Están los viejos cuchillos
tiritando bajo el polvo.
   A las nueve de la noche
lo llevan al calabozo,
mientras los guardias civiles
beben limonada todos.
Y a las nueve de la noche
le cierran el calabozo,
mientras el cielo reluce
como la grupa de un potro.

Bibliografía, webgrafía

Trabajos de los alumnos

Edición, revisión, corrección

  • Primera redacción (octubre 2019): Sofía Gutierrez y Ana Oliete. Lucía Bolea y Natalia Serrano.
  • Revisiones, correcciones: Letraherido.